viernes, 26 de diciembre de 2008

CONSIDERACIONES ARBITRARIAS SOBRE ROCK

De los fans enfermos de Frank Zappa se puede decir: “No andan en boludeces”. Son tipos serios. Son tipos que no se ríen cuando hacen chistes. Son tipos que cuando forman parte de un grupo (de trabajo, de amigos) y llega alguien nuevo hacen un vacío y murmuran cosas por lo bajo para que el otro se sienta incómodo. Difícilmente una mujer guste de la música de Frank Zappa.

Los hombres que escuchan cantantes femeninas siempre lo manifiestan como si fuera un placer culpable; más que afirmarlo, lo reconocen cual tabú. Y encima lo dicen a propósito de nada y de improviso. Creo que piensan que alguien puede dudar de su inclinación sexual por ello.

El aspecto de los fans de Queen es el de los estudiantes de Ciencias Exactas. Y se van aggiornando con el tiempo, son una raza. Y las mujeres que gustan de Queen son blancas y un poco gorditas. No sé por qué, pero es así. Hay mucha gente que queda atrapada en Queen y no sale de ahí. Los amigos del fan de Queen piensan en decirle que no todo es Queen, que a decir verdad era una gran banda pero que no todo en el rock es una buena voz, que eran un poco ambiciosos y efectistas y que sus últimos discos son caca, pero nunca se animan por temor a lo que podría llegar a hacer el fan de Queen.

La mujer interesada en el rock alguna vez escuchará a Janis Joplin y creerá que es Janis Joplin.

Hay algo claro: a la mayoría de las mujeres no les interesa demasiado el hecho que originó el concepto de determinado disco, ni en qué tema de qué disco los integrantes de la banda intercambiaron sus instrumentos, ni por qué el cantante de la banda se fue y tomó su puesto el baterista. Ellas quieren escuchar el tema, “todo lo demás no importa”. “Todo lo demás no importa”, escribo esa frase y siento un escalofrío.

No se puede discutir sobre rock con un fanático de rock sinfónico. Si uno los contradice comienzan a sudar, a ponerse rojos, a chistar con disgusto, sacan sus viejos vinilos y te muestran que en determinado tramo de cierta canción está toda la música que se hizo en los 25 años posteriores.

¿Qué piensan los fanáticos de rock sinfónico sobre los Beatles? ¿Por qué son tan ambiguos con respecto a ello?

Los fans de Bob Marley tienen faltas de ortografía.

Germán Dafuncchio es un tipo jodido. Le hace la vida imposible a los periodistas y rara vez entiendo sus chistes. Ni siquiera sé si son chistes. Está resignado o apenado o se cree superior. No lo entiendo.

Los discos solistas de Bochatón son mejores que los de los Peligrosos Gorriones y su discografía está entre las mejores de la década.

El mejor tema de la década es “La libertad”, de Andrés Calamaro.

Uno de los mejores discos del rock argentino se llama Es una nube, no hay dudas y nadie lo dice.

Nunca escuché más de dos veces seguidas un disco de El robot bajo el agua. Nunca escuché un disco entero de Los Álamos. Me gusta Él mató a un policía motorizado, pero no sé en qué momento escucharlos. Las bandas nuevas no me llenan. ¿Me estoy volviendo viejo?

Gabo Ferro es algo muy raro. No estamos preparados para asimilarlo. Que vuelva dentro de 70 años y vemos.

Lo único que me gustaba de El otro yo era una tetona que estaba en el video de “No me importa morir”.

“Todos se copian de Charly” es la frase más vaciada de significado del rock argentino. Además de Fito Páez y ciertos grupos menores de las décadas del 70’ y 80’, en los últimos 25 años: ¿quién se copió de Charly? ¿Sumo, Soda Stereo, Los Redondos, Los Auténticos Decadentes, Los Fabulosos Cadillacs, Los violadores, La Porturaria, Estelares, Fidel Nadal, Las pastillas del abuelo, Los abuelos de la nada, El mató a un policía motorizado, Babasónicos, Los Álamos, Callejeros, Pez, Árbol? Nadie se copia de Charly: Charly (a diferencia de Spinetta) ni siquiera tiene un estilo definido para copiar. Las bandas de rock hoy se copian de: Los Redondos, Andrés Calamaro y Divididos. A eso le agregan un poco de reaggae o candombe o chamamé para que los periodistas de rock puedan hablar de “desprejuicio” o “libertad creativa”. Y listo.

Por favor, respóndanme lo siguiente: ¿soy la única persona a quien los temas de Fidel Nadal le parecen lo peor que se ha escuchado en mucho tiempo en el rock argentino?

Desde marzo de este año escribo descripciones de discos en una revista porteña (Power Music) de circulación gratuita. Se consigue en locales en que venden instrumentos musicales. Les recomiendo el disco demasiadochetoparaserpunk demasiadopunkparasernuevorock de Superjet, una banda de rock alternativo (en la senda de Jesus and Mary Chain) con muy buenas canciones. Y si les gusta el brit pop busquen ¿Es un buen día?, de Bare. Sayonara.

6 comentarios:

Eduardo Varas C dijo...

Nunca me gustó nada de Fidel Nadal... listo, por primera vez lo digo....

Alguien tenía que darme el empuje...

Saludos

Cine Braille dijo...

Tres aportes (más bien tirando a lugares comunes):
* todo periodista de rock es un músico frustrado.
* Babasónicos es la banda de las chicas lindas (omo era Virus en los '80).
* es raro el fan de los Stones al que le gusta su etapa psicodélica (2000 light years from home, etc.). Muchos ni la registran.
Lo de El Otro Yo es tal cual.

Anónimo dijo...

Martin : otro post que volviò a gustarme. Muy veranil . Soy fan de Queen y no soy de ciencias exactas ¿eso en què me convierte? ¿podrè convertirme en algo en absoluto en la vida? Lo de las cantantes femeninas...no lo habìa pensado asì: me gustan Stevie Nicks, Sinead O Connor (he quedado colgado de su increìble disco de reggae, Throw Down Your Arms,aunque me gustaba desde antes claro), Tania Donnelly (Beautysleep es un disco bellìsimo), Kristin Hersch, me gustan los primeros (exactamente el segundo y el tercero) discos de Sheryl Crow, Ute Lemper, Eddie Brickel (¡& The New Bohemians!), en algun momento muy infanto-emo (¿?) de mi vida me gusta escuchar a Catatonia, y me cabe muchìsimo Donita Sparks (hay un par de discos al menos de L7 que son imprescindibles -no serìa tan ridìculo como para ponerlos en el mismo lugar que Nevermind, pero son imprescindibles sin dudas) y eso es lo que se me viene a la mente. Se me acaba de ocurrir leyendo el blog que simpatizo con aquèllas mujeres que trascienden su condiciòn de tal (asì como aquèllos cantantes que trascienden su condiciòn de hombres para alcanzar una calidad de supra-entidad musical de la que uno puede ser parte, sea lo que sea).
Hace rato estoy preparando una nota sobre las boludeces que en general piensa la gente que no es del "rock" y aquèllos que dicen ser "del" rock para una pàgina que tengo todos los sàbados en un suplemento (¿joven? what the fuck!) de un diario aquì en Resistencia, Chaco. Me gustarìa, si me autorizàs, publicar tu post, alguno de estos sàbados de verano. Necesitaria por supuesto que me autorices y me indiques (en caso afirmativo) còmo quisieras ser acreditado. En caso de que la respuesta sea sì, podrìa mandarte unos jpg con algunas de las notas ya publicadas y te das una idea de la onda. Abrazo y como siempre, aplaudo la tècnica. Guido Moussa. (guidomoussa@hotmail.com)

Ber dijo...

Amo a Amy Winehouse y no puedo parar de decirlo./ Saludos corvi y felices felicidades!

fedefer dijo...
Este comentario ha sido eliminado por el autor.
fedefer dijo...

¡Hola! Soy cuasifanático de varias - muchas - artistas del sexo femenino y siempre lo declaré con orgullo y hasta algo de pedantería clásica. Será que ya lo tengo asumido.

Buen post. Muy corvináceo (?). Felicito su publicación impresa!

Saludos!