jueves, 10 de abril de 2008

LO QUE SABEMOS

Sabemos que los números del INDEC están dibujados. Sabemos lo de los fondos millonarios de Santa Cruz. Sabemos, con sólo salir a la calle, que es mentira que el país haya salido de algún pozo. Sabemos que el gobierno utiliza su política de Derechos Humanos para tapar incongruencias varias. Sabemos que la gente se sigue muriendo de hambre. Sabemos que el gobierno utiliza (a través de órdenes o no) a D’Elía y compañía como fuerza de choque. Sabemos que es muy probable que este gobierna sea tan o más corrupto que el de Menem. Sabemos que la medida de las retenciones fue mal implementada. Sabemos que Cristina usa boinas francesas cuando va a París y nos reímos de ello. Sabemos que la “garita mediática” es un agravio. Sabemos que la interpelación a Sábat fue, por lo menos, alocada. Sabemos, en suma, que todo es una gran farsa (como siempre). La pregunta es obvia: ¿acaso en la televisión, en la radio, en los diarios, en los blogs hay gente que NO dice lo que piensa por miedo? Si los aprietes del gobierno fuesen tan serios (y no los mismos que cada gobierno democrático está mal acostumbrado a hacer) ¿creen que todos estaríamos enterados?, ¿creen que Pepe Eliaschev podría sacar su libro sobre “las listas negras”? Indudablemente, va a parecer que estoy defendiendo a D’Elía pero sólo se trata de observar el modo en que accedemos a la información: ¿no es peligroso omitir el racismo de Fernando Peña y editar la nota de éste con D’Elía como si su reacción hubiese sido a propósito de nada? Clarín, quizás, técnicamente, no sea un monopolio (sabemos, también, que hay otros diarios y canales y radios para elegir) pero la línea que baja (ya sea desde TN o Canal 13 o el propio diario) no es inocente: sabemos cómo fue tratado el tema del campo y el gobierno, sabemos cómo, repentinamente, en los programas de opinión (vaya a saber por qué tramoya trasnochada) la relación con el gobierno mutó en forma radical. El trato que reciben los medios por parte del gobierno (sin posibilidad de preguntar por los temas más álgidos, sin repreguntas, sin contacto inmediato con la presidenta), ya lo harto sabemos, es vergonzoso. Lo que nadie dice es que también los medios (con sus mentiras, con sus maniqueísmos, con sus intereses, con sus hipocresías, ¡con sus imprevistas conexiones con el Gobierno cuando conviene! (remember Joaquín Morales Solá y Cristina), con sus rasgaduras de vestiduras, con sus analogías entre este presente (donde felizmente todos dicen lo que se les canta) y la dictadura, con los endiosamientos a Elisa Carrió, con su elemental amarillismo) son vergonzosos. Gran parte de la gente analiza la realidad a través de lo que se dice en los noticieros o lo que se titula en los diarios, sin filtro, sin pensamiento crítico alguno, no jodamos: sabemos que nunca, una decisión gubernamental va cambiar nuestras vidas, todos los gobiernos argentinos son abstracciones y la era K no es la excepción, pero, por favor, no me hagan morfar eso de que Clarín está manejado por seres angelicales y TN es periodismo independiente. Lo único “inexplicable” (Telenoche dixit) del ataque de Luis D’Elía al grupo económico Clarín en “A dos voces” es que el gobierno K (además de errático) sea tan obvio, lo demás (amenguando ciertas frases, recortando los improperios desmedidos y el tono apocalíptico), lamentablemente, es verdad.

8 comentarios:

Desarmandonos dijo...

Me acuerdo de un capítulo de los Simpons en el que Bart va cambiando de canal y a través de los sucesivos canales se va formando un discurso entero ¡Todos estaban diciendo lo mismo! JAJA. No hay monopolio, técnicamente. Pero en lo que refiere al contenido y a la forma de tratar la información si lo hay. Así es el periodismo de hoy, sobre todo los grandes diarios.

T.N con los dos muñequitos indignados por la "garita"... ¿Y qué quieren? ¿Son sagrados? ¿No los puede criticar nadie? Decir algo de ellos es inmediatamente haber violado la libertad de prensa y la calidad institucional. Claro, dicen que se equivocan, que son humanos, me pregunto ¿Cuándo Clarín salió alguna vez a rectificarse de algo? ¿Qué pasó con las fotos de Kosteki y Santillán en manos de la policía que, en su momento, no sacaron a la luz?

Por otra parte me doy cuenta de mi ignorancia. Gran ignorancia. ¿Cómo puedo saber yo, más allá de lo que veo en la calle, si se distribuye o no la guita? Porque uno puede pensar que es imposible reducir la pobreza en poco tiempo y que por esa razón siempre se puede ver gente en mala situación, pero que de algún modo, hay una mejoría y hacia eso se está yendo. Porque de la experiencia directa no se puede deducir la certeza. Lamentablemnte, no tengo ningún mecanismo para verificar eso. A no ser que me decida a ir a una villa. O tal vez me quede el INDEC... Pero la pregunta es más profunda y habla de la burbuja en la que vivimos todos: ¿No será que el mismo funcionamiento del sistema hace que esta verificación sea imposible? Porque aún teniendo el conocimiento del Indec (suponiendo que funciona) es un conocimiento mediatizado. Todo pasa mediatizado.

Querido Corvino. No leas el cuento que te mandé. Te lo mando terminado en unos días. JAJA. Qué rompebolas que soy.

Un Abrazo.

Fernando dijo...

Buen post.
Hoy me encontré discutiendo más o menos lo mismo, y en un punto de la discusión, dije algo similar a tu "...va a parecer que estoy defendiendo a D’Elía...". ¿Tenemos que aclarar que no lo defendemos? ¿Tan bipolar (en el más amplio sentido de la palabra) se volvió el mundo? ¿Ganó el discurso de Bush de "o están con nosotros, o están en contra"?
Me irritó que Fernando Peña en su "carta abierta" a la presidenta se hiciera el distraido, aterrado porque D'Elia le dijo en un reportaje "qué hacés, sorete". Sin embargo en la carta omite deliberadamente su apertura del reportaje: "hoy tenemos una nota de color... de color negro", a lo que D'Elia respondió con el famoso saludo. Un verdadero provocador se la banca, no hace circular una nota acusatoria, bien de buchonazo. Perdón por el desvió del tema, pero ya estoy harto de estos personajes que son los buenos más buenos, o los malos más malos. Ni siquiera en la ficción son aceptados estos estereotipos porque se termina cayendo en la caricatura, y por lo general el público no les cree, no los "compra". ¿Por qué en la vida real sí toleramos estos maniqueísmos?
Seguí escribiendo, que te sigo leyendo.
Un saludo desde BSAS, capital del Sr. Burns y sus negociados.

Hernán Galli dijo...

Con toda la buena onda, me parece que este post es un poco inocente, yq ue por una cuestión de 2 + 2, se quiere explicar o excluir una conclusión o razonamiento. Tiendo a pensar que todo es muchísimo más complicado. Pero como me gustan mucho tus post, porque o me hacen sentir identificado o me incitan a escribir, me parece que no hay que olvidarse que lso actores de este circo son políticos. Y políticos argentinos. Verbitsky, una vez dijo: "La gente que tiene poder, que está en el poder, pierde la distancia y los reflejos. Ya no piensan o sienten como vos o yo, y hasta cierto punto, la borrachera del poder les hace creer lo que les dicen. Levantan un dedo y mil personas tienen trabajo. Lo bajan, y quinientas se quedan sin tele. Es una cuestión de escalas, y no hay remedio. Llenan un lugar con gente paga, y lso saludan y se emocionan. Y no es que sean idiotas, están idiotizados con el poder, porque eso hace el poder. Es como la droga, está muy buena, y hace muy mal. Hay que saber tomar lo justo y dejarla a tiempo."
Me pareció muy interesante esa reflexión. Y en cuanto a D´Elía, digo, no ni Foucalt ni Cienfuegos, por lo que me da pena que ese sea la task force del gobierno en el p0lano intgelectual. Que se agarre a piñas pero cuando habla no expone bien. Lo de Clarín es verdad, es un cuasimonopolio, son un pulpo que quieren manejar todo. Otra vez, es la borrachera del poder. Pero cuando gritaba D´Elía, que estaba duro como un tronco, uno no sabía si estar feliz porque les metían en el dedo en el culo a Clarín en su propia casa, o espantarse porque se hacía el patotero y decía cualquier boludez al mismo tiempo.

Viva GIRONDO!!!!!

jorge chiesa dijo...

PIGLIA DECIA ALGO ASI COMO QUE LE PARECIA MAS INTERESANTE DISCUTIR ACERCA DE LA PROSA DE MUSIL QUE LEER LOS DIARIOS, EN DONDE LA IDEA DE CAMBIO, DE NOTICIAS QUE SE RENUEVAN TODO EL TIEMPO, ES FALSA. ESTOY DE ACUERDO. Y A PESAR DE QUE NO SOY UN TIPO MUY INFORMADO -EN ESTO PARECE SER QUE SOY PILIGANO- TODOS SABEMOS QUE LA INFORMACION SE PROCESA CON LA MISMA MULTIPROCESADORA. CLARO: LAS HAY DE DISTINTAS MARCAS PERO EN EL FONDO SON TODAS IGUALES, TODAS DEL MISMO MODELO, TODAS FABRICADAS POR LA MISMA MULTINACIONAL. AL FIN Y AL CABO, TANTOS CANALES DE CABLE, TANTO NOTICIERO Y TANTA NOTICIA, NO HACEN MAS QUE ACENTUAR ESA NOCIÓN DE FALSA VARIEDAD, DE GRAN SUPERMERCADO CAPITALISTA DONDE CADA CONSUMIDOR PUEDE EJERCER SU LIBERTAD FRENTE A LA GÓNDOLA. SOS UNA PERSONA PORQUE TENES DE DONDE ELEGIR. Y SERAS TODAVÍA UNA MEJOR PERSONA SI TENÉS MUCHO DE DONDE ELEGIR. POR SUPUESTO, SE SOBREENTIENDE QUE PODÉS ELEGIR, DE LO CONTRARIO NO MERECES PERTENECER A ESTE SISTEMA. UN SISTEMA DE OPCIONES BINARIAS: SOS CONSUMIDOR O SOS UN SORETE. YA SÉ QUE NO ES PARA PONERSE ASÍ PERO QUÉ QUIEREN QUE HAGA: SOY ASÍ. TAMPOCO ES PARA PELEARME CON IL CORVINO, A QUIEN YA LE AGRADECI EN MI COMENTARIO TARDIO A LA CONCLUSION TAMBIEN TARDIA SOBRE LAS MEJORES NOVELAS, PERO ESO DE QUE "UNA DECISIÓN GUBERNAMENTAL NUNCA VA A CAMBIAR NUESTRAS VIDAS", BUENO, ESO NO ME PARECE. COMO IDEA NO DEJA DE SER ATRACTIVA: EL GOBIERNO COMO ABSTRACCION. NI SIQUIERA TENGO QUE PENSAR EN UNA DECISIÓN GUBERNAMENTAL IMPORTANTE PARA DAR UN EJEMPLO. UNA CIRCULAR PEDORRA DEL BANCO CENTRAL, CUALQUIERA, PONGAMOS LA 1050 DEL AÑO 1980 (GOOGLEN KIRCHNER Y LA 1050 A VER QUÉ SALE), TE PUEDE DEJAR CULO PARA EL NORTE. O, COMO DIRÍA MUSIL, SIN ATRIBUTOS; EN ESTE CASO, TU PATRIMONIO. Y TODOS TENEMOS UN PATRIMONIO POR PEQUEÑO QUE SEA, EXCEPTO, CLARO, LOS PERSONAJES DE BECKETT.

jorge chiesa dijo...

ERRATA: PIGLIANO. ESO QUISE DECIR.

Hernán Galli dijo...

George Iglesia, no hace falta la errata, este no es el foro de LA NAción, jajaajja. Está bueno tu comentario, en serio, y si no me equivoco, mientras Cortázar era un fanático de los diarios y noticias, Borges los aborrecía. Piglia es borgeano,!!!!

Martín Zariello dijo...

Chiesa: cuando digo que una decisión gubernamental no cambia el destino (o algo así) creo que estoy diciendo más o menos lo que desarrolla Desarmándonos: ¿cómo nos vamos a dar cuenta si el gobierno redistribuye la riqueza de las retenciones?, por ejemplo. Y además me había tomado un fernet y no coordinaba bien. Mmm, creo que la afané lo del gobierno como abstracción a Borges (igual esto no lo pensaba él, sino que lo decía de la población argentina)...

Muchas gracias por todo. Saludos a todos. Qué bueno que es todo! (¿?)

Anónimo dijo...

de donde salió tanta plata para pegar propagandas por todo buenos aires de "Clarin miente, tn desinforma"?
a mi me gustó unas que decían.. "clarín miente, el gobierno también". :'
saludos